9 nov. 2018

"Propagan su sonido en un nuevo estilo que puede no ser digerible a la primera, pero que cobra sentido una vez que te tomas la libertad de visitar todo el disco de nuevo"




  • Genre(s):
  • Progressive | Death Metal
  • Release Date:
  • 21 / Dec / 2018
  • For Fans Of:
  • Altered Aeon, Endless Affliction
  • Links:
No suelo ser de los que tienden a generalizar, cuando hablo de música pretendo ser imparcial, pero cuando mencionan al progressive death, ¡Dios!, me es casi imposible serlo a pesar de que he escuchado muchas bandas que traen un mal sonido, de estructura dudosa y sin pulir, siempre que pienso en esta combinación encamino mis pensamientos en lo verdaderamente bueno que he presenciado alrededor de los años. Hay un sinfín de nombres tanto de agrupaciones como de lanzamientos que se me vienen a la mente, entre los cuales no podría olvidarme de los griegos, Cerebrum.

A estos músicos los escuché con su segundo título Cosmic Enigma, y claro que quedé encantado con esa aproximación de un death vertiginoso siendo manipulado por versátiles composiciones, cambiantes en cuanto a la velocidad y los tiempos progresistas, e incluso con unos cuantos guiños de thrash y la nueva tendencia del metal técnico que sumaban puntos al elemento de la variedad. Un disco que en el momento me pareció bastante bueno, hasta que conocí el primero llamado Spectral Extravagance, que al igual que su sucesor, éste mantenía un contraste muy fuerte entre ambos estilos musicales, pero con un sólido sabor psicodélico-acustico-electrónico que se incrementaba cuanto más profundo nos sumergíamos en sus canciones. Con ambos titulos pude ver el deseo multifacético que intentaban demostrar. Admito que cuando Iridium fue anunciado, me habia olvidado de ellos hasta que retomé esos recuerdos cuando los conocí, y con ellos la emoción de algo nuevo. ¿Muestra su misma ideología hacia los cambios como los anteriores? Veamos.

No se necesita ser entendido en la banda o en los géneros para darse cuenta que, en efecto, hay una diferencia notoria con el tercer lanzamiento. Algo de lo más fácil de percibir es el desempeño vocal, si bien anteriormente notabamos una vivida tonalidad que se acoplaba a cada molde sonoro, ahora la misma voz entona guturales profundos que parecen ser más una mezcla entre doloso doom y un característico death metal de la vieja escuela, lo que lleva a que algunas de las composiciones se sientan lentas y de bajo volúmen en distintos momentos alrededor de toda la experiencia musical. Debido a esta transición y/o remplazo de la enérgica velocidad al nuevo modelo lento, es que a veces da la sensación de fatiga, como cargarlo lentamente mientras los temas pasan de fondo, lo que puede ser algo malo si se piensa enganchar al receptor, que espera de este trabajo la misma clase de adrenalina que sus antecesores.


El hecho de que las nueve canciones estén encasilladas en un tiempo de reproducción de no más ni de menos a los cuatro minutos, le da peso a cierta ambigüedad, haciendo que la perdida de interés sea un creciente riesgo entre los puristas. Por otro lado, sí aún le dan el beneficio de la duda y un valor de repetición, notarán que pudieron perderse de algunas cosas de las que no se percataron la primera vez, como el hecho de que a simple vista parece que se sigue el mismo patrón en cada canción, en realidad hay ciertos cambios que hacen importantes a distintas secciones, más allá de lo que se ve fácilmente o se pierden por distraccion, cosas tales como sonidos aledaños con la guitarra española en “A Face Unknown” o los alocados solos técnico-progresivos en “Time Reversal” o “Gods in Trance”, enfocándose más en los elementos ocultos, la clase de disonancia que entregan, un claro mensaje de que hacen y componen de otra forma a cualquier músico diestro en el metal. Algo bueno para los que deseen algo diferente.

Algunas cosas que mencioné pueden tomárselo como puntos “malos” aunque considero son más bien una cuestión de percepción que involucra muchas cosas, desde qué esperas de lo nuevo, ¡Demonios! ¡Hasta el mismo estado de ánimo!, sí todo esto parece estar postrado en un mal camino, Iridium no será disfrutado como se debe. Para los que gusten de escuchar con la intención de dar una opinión certera, se debe estar muy atento a toda la gama de elementos que se presentan, desde jugar con la técnica tradicional del death en un ámbito personal a la banda. Propagan su sonido en un nuevo estilo que puede no ser digerible a la primera, pero que cobra sentido una vez que te tomas la libertad de visitar todo el disco de nuevo.

7.5 / 10



¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba