10 oct. 2018

"...un ciclón descomunal de death metal progresivo que vendrá bien a aquellos exigentes consumidores con los que esta rama cuenta actualmente..."



  • Genre(s):
  • Progressive Death Metal
  • Release Date:
  • 19 / Oct / 2018
  • For Fans Of:
  • Sadist, Pestilence, Atheist
  • Links:
Dudo mucho que haya alguna persona en pleno uso de sus facultades mentales que se atreva a cuestionar la calidad de los trabajos que el death metal progresivo nos ha entregado en años recientes, ya que a pesar el incremento en el número de proyectos sumergiéndose en este híbrido musical, las sorpresas de verdaderas joyitas no dejan de llegar para cautivar a quienes estamos bien al pendiente de prácticamente toda la oferta en cuestión.

Gran parte del éxito detrás de estos lanzamientos se da gracias al extenso abanico de posibilidades que los músicos tienen a disposición, siendo una de las ramas de la música extrema con más moldeabilidad (por decirlo de alguna forma) en el proceso y versatilidad en su producto final.

No conformes con esto, también se ha notado un remarcado auge de proyectos que se basan en el prog death pero ejerciendo mayor experimentación con otros elementos, a veces yéndose fuera de sus límites y otras veces con ligeros gestos que aderezan su sonido de una forma más sutil, justo como Moss Upon The Skull, una banda nacida en 2010 que buscará llegar a los oídos más temerarios con su primer álbum de larga duración titulado In Vengeful Reverence, listo para este próximo 16 de octubre a través de I, Voidhanger Records.

Los rincones explorados por esta banda proveniente de Bélgica, justo como en sus dos lanzamientos cortos previos, se prestan a pensamientos profundos y complejos, esos temas que quizá algunos de nosotros solo tocamos mientras divagamos alguna noche de bebidas con nuestros allegados más confiables son los que este grupo utiliza como base e inspiración: filosofía, teorías conspiracionales, ideas espirituales, misterios de la naturaleza y un fuerte énfasis en pensamientos sobre aquello que pueda haber (o no haber) después de la muerte.


Lo mencionado en el párrafo anterior se podría ver solamente como su lado conceptual al indagar más en ellos como un todo, lo cual toma una importancia realmente altísima cuando corroboramos cómo encaja a la perfección con ese autodenominado death metal disidente y poco convencional, más crudo que yo los domingos a medio día.

Musicalmente, a pesar de plantarse como una banda llena de sorpresas y con un grado considerable de versatilidad, en In Vengeful Reverence hacen todo lo posible para mantener un sonido estable y agradable a lo largo de sus 10 tracks, respetando, por lo general, la constante de que ninguna canción suene similar a la anterior, haciendo muy llevadera la escuchada. Personalmente, los momentos que más me agradaron en esta semana que llevo escuchándolo son aquellos que se prestan para la inclusión de unos cantos con una técnica casi gregoriana, que aunados a los profundos growls de su cantante, aseguran nuestra atención siempre expectante por lo que vendrá más adelante. Otro detalle importante en este álbum es la inclusión de fragmentos atmosféricos sintetizados, aunque apareciendo a cuentagotas, brindan más profundidad a algo que ya es un abismo en cuanto a oscuridad y brutalidad se refiere.


Aparte de todo esto, ¿qué más se puede esperar del disco? Dinamismo, tal cual, la creatividad del cuarteto está puesta a prueba como no lo habían hecho antes, logrando satisfactoriamente la unión de música melódica, riffs que ponen los pelos de punto ejecutados con una técnica impresionante, toques tan sucios que flirtean con el black, un feeling old school muy directo aderezado con el exquisito prog death de estos años, diseñado cuidadosamente para llevarse bien con monstruosas distorsiones y compases irregulares para rompernos las cervicales.

Experimentar siempre es bueno y conociendo el terreno es aún mejor, Moss Upon The Skull lo ha comprobado en In Vengeful Reverence, un ciclón descomunal de death metal progresivo que vendrá bien a aquellos exigentes consumidores con los que esta rama cuenta actualmente, así como también a los que buscan de algo un tanto diferente dentro de la música extrema en general.

8 / 10

Especial mención a Tristan Van Dorsselaer, guitarrista original de la banda que falleció hace un par de años, haciendo presencia no solo en el espíritu del grupo, sino también en gran parte de este lanzamiento con algunas letras que dejó como legado. Que en paz descanse.



¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba