16 oct. 2018

"Matricide vale la pena hasta el final, un trabajo excelentemente fabricado y realmente espero que con este Cognitive obtenga mayor éxito y atención".



  • Genre(s):
  • Death Metal
  • Release Date:
  • 26 / Oct / 2018
  • For Fans Of:
  • Recueil Morbide, Ingested, Suffocation
  • Links:
Bandas que han pasado su vida útil sin pena ni gloria hay un chingo a través de todos los tiempos, seguro alguna vez has dicho la siguiente frase: “Merecen más atención”. Ese justamente es el caso que atañe el día de hoy. Cognitive de manera increíble han estado bajo las sombras con dos excelentes discos, el homónimo de 2014 y Deformity el 2016, ahora tienen la oportunidad de tener una mejor y mayor exposición debido a su tercer larga duración; alerta de spoiler, es su mejor trabajo.

¿Qué lo hace su mejor esfuerzo? Vamos a desmenuzar un poco el trabajo para entender la gestación de este trabajo que, al igual que una tercera evolución en Pokemon, es poderosa y devastadora.

Matricide es directo, un disco cargado de tal intensidad que engancha, habrá ratos en que la disminuyan pero no le será suficiente para aburrir o tornarse tedioso, al contrario, le suma un estado recalcitrante en orden de apabullarte con cada track. Un factor que lo hace destacar además de muy divertido es que tiene libertad de jugar con las variantes del death metal, recompensando tu grado de atención para con la música, esto es que no desenvuelven una línea de agresividad estática y la marcha es todo terreno, puede ser serio mientras los pasajes se enfocan en la técnica de los instrumentos, para luego cambiar a la ofensiva y voltearte la cara con slams crujientes y capas vocales que le agregan un punch demoledor, a veces la dosis de fuerza parecería semejante a Thy Art is Murder, aunque este es el contraataque americano de un brutal death metal sabroso. En ese orden de ideas Cognitive opta por sorpresas como secciones entintadas del black metal a base de punteos y chillidos, incluso en el penúltimo tema se dan el lujo de usar coros à la Cattle Decapitation con cleans semi-ocultas detrás de los guturales y un trémolo ambiental que añade la sensación de expansión a lo que han acumulado, además de amortiguar la transición al cierre instrumental. Todo evitando volerse un cliché en el intento, con arreglos que no son imprescindibles del disco o un riesgo para el gusto de quien lo esté disfrutando tal como viene, simplemente un aderezo de destreza musical.


Las guitarras mantienen una línea muy similar a su trabajo anterior, el corte es fino y acaricia todo lo referente a breakdowns y momentos que te hacen mover el cráneo a tiempo debido a su simpleza efectiva, en otros, acaricia al tech death sin llegar a ser exagerado. Lo que ahora los hace tener un sonido fresco son esos riffs cortos pero pegajosos y que la cantidad de solos haya aumentado, aunque definitivamente no son la estrella del show. El bajo, en mi opinión, es el punto más flojo de la banda en trabajos anteriores, aquí puedes escucharlo con un brillo hermoso que dignifica al instrumento, acompaña las guitarras la mayoría del tiempo pero en algunos pequeños fragmentos logra hacer unas figuras interesantes que, con cada reproducción, se vuelven más importantes para el resultado. Me hubiera gustado que le dieran mayor volumen en la mezcla a este instrumento.

La voz es el elemento más notorio, un nuevo frontman con una gama bastante amplia respecto a rangos de guturales, es lo que ahora vas a escuchar desde los fraseos más previsibles del hardcore, hasta los más profundos y pútridos pigsqueals con sabor a coladera, pasando por un abanico de agudos y medios que te permiten disfrutar todo el trabajo sin caer en el hastío. Sin duda algo muy interesante de ver en vivo. Con una dicción perfecta, no necesitas el cancionero para saber de qué está hablando, salvo en esos momentos donde decide ensuciar la voz con distintos gritos inentendibles. Cada cambio que trae al asunto es una sorpresa y te mantiene interesado conforme Matricide va avanzando pues justo donde las guitarras y el bajo se vuelven predecibles, la voz no lo es.

La batería tiene todo lo que se necesita para un disco de death metal: blast beats, skank beats, redobles furiosos y un pedaleo intenso, se mantiene en el nivel de composición de discos anteriores pero se percibe un trabajo más profundo con los platillos, haciendo el tracklist más brillante, sin embargo el nivel de producción es distinto a lo que nos tiene acostumbrados Unique Leader, ya que en la definición de este instrumento es un poco opaca, pese a esto comulga bien con todo lo demás y le da un sutil toque a la vieja guardia, convirtiéndose en uno de los lanzamientos más destacados que ofrece el roster del sello, y digo sutil, por que para algunos no será notorio con toda la masa senoidal que nos presentan.

Matricide vale la pena hasta el final, un trabajo excelentemente fabricado y realmente espero que con este Cognitive obtenga mayor éxito y atención, porque se lo merecen sin ninguna duda.

8 / 10





¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba