12 sep. 2018

"Hasta las últimas consecuencias: mejor definición en los detalles y aproximación a distintos enfoques auditivos dentro de su parámetro sonoro brutal y detonante, consiguiendo producir un material que se aventura a expandir las colindancias y referencias de sus fuentes de inspiración".



  • Genre(s):
  • Technical Progressive Death Metal
  • Release Date:
  • 14 / Sep / 2018
  • For Fans Of:
  • Rivers of Nihil, Fallujah, Black Crown Initiate
  • Links:
Lo estuvimos comentando y reiterando, lo que tiempo atrás describíamos como el oleaje de frescura en el death metal técnico finalmente está sobre nosotros. El nuevo material de Irreversible Mechanism es el fruto de tal empuje, el primogénito de una corriente que se especulaba; la oferta de su tech death progresivo con cobertura neoclásica no ha expirado, ha dado un giro sorpresivo, no lo que se esperaba pero quizá sí la respuesta de una pregunta que no nos hicimos, al menos en la página.

Puedes voltear 3 o 4 años y notar que paulatinamente se ha pavimentado un sonido abierto tolerante con otras aptitudes del género, un gusto adquirido por la brutalidad innata neutralizada, y/o exaltada con la aparición de instrumentos atípicos, canto limpio en cualquier rango y recursos estéticos que remplazan los cánones clásicos por un engranaje moderno que no es placidez de todos, aunque tenga certificada su presencia. Diferentes bandas y diferente signatura con el objetivo de producir death metal con valor ambivalente: Fallujah, Rivers of Nihil, Vipassi, Inanimate Existence, Virvum y Black Crown Initiate comenzaron teniendo semejanzas mínimas hasta que de a poco crearon la necesidad de los sonidos bastante específicos que ellos sugirieron, Irreversible Mechanism ha llegado a cubrir ese nuevo sector con un trabajo que es devastador en todo el sentido de la expresión.


Immersion es una declaración intrépida de la banda, imagino el nombre haciendo alusión indirecta a ese peculiar estilo inmersivo al que te van a sumergir. No es secreto desde el single “Abolution” que vienen con influencias muy marcadas y distintas a su debut, el segundo tema revelado “Immersion”, que es una parte crucial del tracklist, confirma el parecido y no hay porque hacer la vista gorda ante la situación. Más allá de la reacción que provoca reconocer sus semejanzas, la pregunta que me surgió la primera vez que escuche el disco completo es, ¿cómo pueden ser tan distintos y parecerse tanto? Como siempre el mérito está en los detalles. En el video de “Abolution” ponen de relieve la furia que van a presentar y hacia dónde está orientado el suspenso de sus melodías, pero toma las precauciones de no revelar demasiado del plot y hasta qué instancias llevaran su música, muestran un single recortado mientras la versión del álbum tiene minutos extra que integran la parte más panorámica y personal de su música, las capas de transiciones que se interconectan buscando maneras de enriquecer las armonías y notas que los bielorrusos toman prestadas para extenderlas hasta lo lejos, de eso se trata su juego y se comprometen a darle credibilidad a cada elemento que integra su disco, con el flujo de ellos, la nueva sangre, bombeando energía y calidez peculiar a su música.

De Infinite Fields a este álbum lo que se pierde es la presencia de un cuerpo sinfónico detrás y las ráfagas melódicas inspiradas en Necrophagist, The Faceless y Obscura que se extendían por gran parte de los temas, conservan el setting espacial y lo mudan de lleno a este campo de ambientes helados y un perfil rítmico totalmente replanteado. La canción de bienvenida “Existence I: Contemplation” lleva en el título su intención, es la clase de entrada en el soundtrack que aparece acompañando el plano panorámico de un film, con secuencias electrónicas y la calma del paneo lento.


El parecido que tiene a grupos de relevancia es evidente y eso puede desanimar a muchos y espantar a otros antes de darles la oportunidad, más allá de eso, si se quiere una explicación simple de este material hay una forma de resumirlo bajo una comparación fílmica, si tomas superficialmente el trabajo de Blade Runner y la secuela reciente tendremos a diferentes directores compartiendo el mismo universo cinematográfico, en el caso de BR2049 sabemos que Denis Villeneuve basa todo su diseño visual en el que originalmente dejó Ridley Scott, pero, aun así el desarrollo particular que ofrece la trama se agradece y las texturas que añade si no le suman a la historia por lo menos refrescan la experiencia. De manera similar los bielorrusos valientemente toman ese rol pero, lejos de conformarse con el mero empleo de sus influencias, las llevan hasta las últimas consecuencias: mejor definición en los detalles y aproximación a distintos enfoques auditivos dentro de su parámetro sonoro brutal y detonante, consiguiendo producir un material que se aventura a expandir las colindancias y referencias de sus fuentes de inspiración. Una osadía que no cualquiera puede permitirse estos días, ya no se diga salirse con la suya.

Originarios de Minsk, una pequeña ciudad en el mundo que insiste en regalarnos grandiosos proyectos musicales, Irreversible Mechanism se anota en la lista VIP de esos esfuerzos sobresalientes. Este es un disco que tiene litros de jugo para exprimirse y si la discusión lo permitiera alcanza para abordar como la procedencia de los integrantes saboriza los ambientes de su estilo de forma única, desde el famoso post-rock que se hace en esa región hasta el clima helado que le inyectan a las modulaciones transitorias del tracklist. Canciones como “Simulacra” te regalan ese carácter sentimental puro de la banda, y del mismo modo en que “Terrestria III: Wither” interviene en el nuevo álbum de Rivers of Nihil como un tema de capas atmosféricas, este se encarga de trazar un surco divisorio en la marca que hasta el momento define el álbum para dar la bienvenida a “Footprints in the Sand”, un tema más veloz que enmarca abiertamente el sonido de Fallujah, su referencia principal, llegados a este punto es válido reconocer a Irreversible Mechanism como “el hijo prodigio” de los americanos, cerrando el tema con spoken word, triunfante e incursionando en parámetros donde los precursores no se han imaginado hacerlo. Fallujah siendo adepta a los temas que pregona no debería importarle que se interconecten sus ideas hasta otras regiones del planeta, si algo, debería estar celoso y maquilar un gran trabajo porque la competencia ya está frente a ellos y no ha dudado en posicionarse encima de las expectativas.


“Beyond” aparece en el transcurso hacia la segunda parte del disco, donde se va remplazando la sensación de pesadez y mutando a sensaciones como ligereza, transparencia y adjetivos en oposición a la furia que imprimieron inicialmente, no son precisamente temas más largos a los anteriores pero invierten el tiempo en diseñar una nueva fachada a su música, sin desaparecer el trabajo complejo en la guitarra y la rítmica grandiosamente calibrada de Dan Presland (Ne Obliviscaris) en la batería. Es un trabajo en la composición más compactado en los que por un instante, el destello de brillantez te hace pensar en las melodías de Infinite Fields, pero antes de que esa idea se apropie del momento el vocalista añade el canto limpio y los acordes personifican la apariencia acústica para dar el giro. Con un cambio de tema que pasa desapercibido llega “Limbo”, un interludio para hacerte deambular un par de minutos, de nuevo la voz es el cuerpo y la guitarra baila alrededor con alusiones claras a Pink Floyd, prepara el terreno para el gran cierre e inmediatamente después adentras a la parte excelente de la obra, y digo, cuando los últimos tres temas son lo mejor de un disco que ha transmitido tanto que en este punto puede simplemente acabar, es porque estás ante uno extraordinario, un lanzamiento que vino a dejarlo todo. El track homónimo es solo superado por la pieza que le sigue, “Awakening”, y es que en “el despertar” reflexionas sobre lo que acaba de ocurrir, y aquí el tema existe para reafirmar que la experiencia fue real, no se trató de un tino de suerte sino de un trabajo fenomenal que de verdad sobrepasa cualquier expectativa. Mi recomendación es darle especial atención a este conjunto de temas porque todo lo que el disco hizo fue prepararte para el climax y no sabrá igual sin valorar todo lo que estuvo detrás.

Como ya lo dije, el juego de la banda se llama “llevarlo demasiado lejos” y con ese objetivo en mente se desprenden de cualquier miedo a la hora de componer, regalando una obra perfecta. Este año lo he escuchado todo en cuanto a technical death metal se refiere, pero personalmente es Immersion el que remueve los nervios, el que conecta los cables y me hace reconfigurar el aprecio que tengo por el género y las emociones que creía puede evocar, “the one” para el 2018. Quedo listo para sumergirme en lo que sea que hablen en sus letras.

Pero no me creas a mí y compruébalo tú mismo en el estreno completo aquí abajo.

10 / 10




¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba