3 ago. 2018

"Sus guturales se presentan en momentos donde la musicalización facilita ver las dos caras de la moneda, una moneda girando, dejándonos la ambivalencia de la tranquilidad y la negrura al disfrute de nosotros".



  • Genre(s):
  • Atmospheric | Post-Black Metal | Shoegaze
  • Release Date:
  • 2 / Aug / 2018
  • For Fans Of:
  • Eldamar, Lustre, Fegefeuer Anilmathiel
  • Links:
Cuando hablamos de expresiones artísticas, pocas pueden detonar un efecto en mí y trato de ser neutral para no caer en el esnobismo o falso entendimiento, dicho esto, pocas veces me acerco a exposición de trazos, melodías o ideas plasmadas en una pared de sonidos que de antemano sé no irán por cosas que asimilan mis gustos, para no caer en el engaño al lector más allá de lo que voy a declarar. Explico ambas posibilidades para que entiendan lo especial que es el trabajo del que hoy les hablaré.

El proyecto de un solo hombre, Skyforest, tuvo una buena impresión en mi cuando lanzó su disco debut Aftermath hace cuatro años, si bien disfruté mucho de lo que nos entregó, no me convenció al 100%, pero dejó la semilla de la intriga. Al salir Unity, dos años después, supe que sería un buen título ya que el primero me había hecho pasar momentos muy gratos, pero no anticipé que tuviera un impacto tan fuerte en mí, me enamoré ciegamente de lo que escuché; al momento fue perfecto, no podía percibir ningún error en él, estaba hipnotizado, a tal grado que al momento de reseñarlo en RTMB le di una calificación que casi cerraba con el diez, pasó el tiempo y evidentemente desperté del trance. Aun así, le tengo mucho apego al proyecto y a su segundo lanzamiento, tal vez porque me recuerda (aunque suene cursi) a los buenos momentos que pasé escuchándolo, lo reconozco sin avergonzarme de mi fanatismo.

Harmony es la ocasión por la que nos reunimos aquí, saber qué es lo que tiene que aportar y qué clase de reacciones denotará en nosotros. Ya mucha agua corrió debajo del puente, siendo honesto esperé muy ansioso el nuevo lanzamiento para poder sorprenderme una vez más, aunque también tenía presente que cualquier escenario era posible.

Estamos hablando de un EP y a pesar de ser una experiencia corta, sintetiza su sonido de manera continua en un cuadro completo, por lo que considero adecuado abordarlo sin intervenir en los temas individualmente. Tomando en cuenta que Skyforest no apuesta con su identidad, desde antes de reproducir el disco ya puedes esperar el clásico sonido sintético-acústico que nos depara, de este modo fortaleciendo más la relación que tenemos con sus composiciones y la conversación que surge en la cabeza al escucharlas.

El post-black que incorporó antes aludió a su lado más sensible y de igual modo, se vio moderadamente reducido en este título y fue remplazado por un sensacionalismo musical, hundidos hasta el tope con una fina instrumentación de índole folclórico, con diversos sabores a atmósferas meditativa-ambientales, pero conservando esa melancolía embotellada que se propaga rápidamente después de hacer contacto con nuestros sentidos. Aquí no perderemos de vista el panorama que ofrece el sonido modernizado del black, pues aunque a veces callados, sus guturales se presentan en momentos donde la musicalización facilita el ensamble correcto de las dos caras de la moneda, una moneda girando y permitiendo vislumbrar ambas como en cámara lenta, dejándonos la ambivalencia de la tranquilidad y la negrura al disfrute de nosotros.

Cada tema contiene no más de cinco minutos de duración, lo que hace que el disco dé una sensación de temporalidad cuadrada, sin muchos cambios o temas que opaquen en relevancia al otro. Personalmente agradezco este segundo factor, porque a veces puedo darme cuenta cuando una canción tuvo más cariño en su proceso que otra, y otras veces, como en Harmony, parece que hemos estado escuchando una canción muy larga que hace un título completo, esta asimilación toma fuerza cuando los temas siguen casi el mimo patrón de composición, que aunque plagadas de melodías hermosas que pronostican sensaciones cálidas y sentimentalismo, no dan un sentido de variedad que mantenga en movimiento la experiencia.

Esta última instancia es la que lamentablemente hace que perciba flojo el trabajo, poca variedad en el desarrollo de intenciones una canción de otra, algo que decepciona un poco ya que con los discos anteriores este elemento se agrandaba con el progreso y el avance de cada tema, y el descubrir cómo entre ellos se apoyaban unos con otros. Pero bueno, no puedo quejarme demasiado con Harmony, hace su trabajo al darnos una buena experiencia musical, es evidente la clásica esencia del proyecto y las intenciones de mantener esta dirección por un buen rato, o quien sabe, tal vez nos sorprenda en un futuro. Aunque definitivamente no es mi disco favorito, es uno que optaré por escuchar cada vez que desee transportar mi mente a los lugares más tranquilos y mágicos dentro del género del post-black.

7.5 / 10




¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba