19 abr. 2018

Un disco nacido para hacer headbanging de principio a fin.



  • Genre(s):
  • Death Metal, Crust, Grindcore
  • Release Date:
  • 31 / May / 2018
  • For Fans Of:
  • Deicide, Dismember,
    Entombed, Lock up, Through Torment
  • Links:
El metal es pasión, aunque suene un poco anticuado esa es la verdad, indiscutible, y ¿qué pasa cuando hay una sobredosis de pasión en lo que se hace? La respuesta es que nacen trabajos como este, el homónimo de los polacos Hostia, único y espero valioso para la cultura de la música pulverizante en general.

Al reproducir el primer corte “Corroded Cross”, simplemente no sabes que viene en camino, un pequeño intro con un eco resonante de una iglesia no te prepara para la avalancha que se avecina a tus oídos, llega el sonido y lo primero que resuena en tu mente es la velocidad, imparable, implacable, acompañado de la voz, es la dupla que te hará eco dentro de algunas semanas. El grind, el death, el crust y el black jamás habían estado en completa comulgación y ahora con Hostia, sin duda lo hacen. Regresemos a la voz, poderosa y muy característica, cae sin descanso en muchos de los ritmos de las guitarras, y en otros decide llevar su propio guion por encima de la música pero nunca con desperdicio alguno; guturales dinámicos y hasta existen momentos con una voz digamos menos sucia que fabrica el adorno idóneo.

Este leviatán contiene guitarras que no se detienen en ningún momento. No esperes pasajes acústicos o melancólicos, no hay solos tampoco pero no los necesitan, la velocidad en los riffs es tan marcada, que en vez de querer estudiar el trabajo y deconstruirlo, te inunda esa sensación de querer mover la cabeza como en tu primer concierto o aquel disco que te iniciaba por los senderos sonoros más pesados. No sabes que esperar de la guitarra y aun gozando de esa impredecibilidad, ningún riff decepciona, todo lo contrario. El bajo tiene una ejecución prístina, en perfecta armonía con la guitarra, denso, muy bien definido y crujiente, es justamente quien le da mayor profundidad en esas partes llenas de cortes y parones que preparan los momentos más salvajes de los tracks y es gratificante sentir su presencia en todos los cortes.


La batería es una parte completamente integral, con el tiempo necesario para entender desde el inicio que no es un disco que tenga la intención de detenerse, avalancha de blast beats, skank beats y juegos de toms que no pueden definirse de otras manera más que viscerales, salvajes, imparables y definitivos. El sonido logrado con todos estos ingredientes tendrá satisfecho a todo fan de la vieja guardia que disfrute de la agresividad que se vivía antaño y para disfrute de la nueva escuela, también. La producción me recuerda a ese regreso de bandas de la veteranía que tienen un retorno más intenso y rápido después de algunos años de estar hibernando, pero cuidando y perfeccionando un sonido que antes no se podía obtener en el estudio. La parte graciosa es que el recorrido de los polacos apenas comienza.

Un disco nacido para hacer headbanging de principio a fin. La cantidad de tracks es la justa, sin embargo, la duración de éstos te dejan un agridulce sabor de boca, puesto que el disco en su totalidad genera una sensación de que hizo falta más dosis de tan intenso trabajo. Separando eso ¿qué le falta al disco para que sea perfecto? Que lo escuches.

Tracks recomendados: "Corroded Cross", "You Gonna Die", "Home Rough Home", "I will Not Follow" y "killed by Life"

8.5 / 10



¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba