11 abr. 2018

...Scalps es fruto de la exasperación inspirativa de Casket Feeder, manifestación que supieron darle forma a través de su ejemplar listado de erupciones directas provenientes de los anales del hardcore y del death metal...



  • Genre(s):
  • Blackened | Death Metal | Hardcore
  • Release Date:
  • 1 / Jun / 2018
  • For Fans Of:
  • Cuernos De Chivo, Burning Skies,
    Walls Of Jericho
  • Links:
La fusión de géneros es un tema que a lo largo de casi 40 años de incidencias en la música altisonante ha concebido interesantes productos que hasta el día de hoy se siguen consumiendo y a su vez, moldeando para de nuevo, volver a fusionarse con algo más. Es un patrón que la música a seguido (y que seguirá), sobre todo en un campo como lo es la rama extrema del quadrivium.

Allá en los años setentas sonaba entre calles de EUA Y UK la primera estampa de hardcore punk para determinar la dirección de aquella necesidad de “algo más fuerte” entre los que ejercían y tragaban ruido perfeccionado. Una década y media después, el thrash comenzaba su transición inevitable al death metal cual crisálida a punto de emerger en un panorama californiano mientras que en Europa, la cosa se ponía más oscura y específicamente en Suecia, se comenzaban a cuajar esas sustancias fértiles que darían un ángulo más melódico a la muerte hecha tonada.

Es así, con mucho en el registro que ha dejado la evolución en el matadero, que llegamos a este punto en el cual presentamos a un literal emergente de la escena inglesa. Casket Feeder, un quinteto mordaz que viene haciendo labor desde el año pasado y que este 2018 viene con todas las ganas de llamar la atención de los que aún gustan de romperse el cráneo a base de d-beat, buenos riffs soldados a la batería y un estilo encolerizado a la hora de gritar. El día que abre el mes de junio es el indicado para erguir su nuevo EP Scalps que viene conformado por 5 temazos que hemos podido revisar para ti. Aquí te dejamos lo que pensamos de su material corto.

The Supremacy Of Idiocracy” me dio de lleno a la cara, ni siquiera me dio la oportunidad de inhalar lo suficiente para recibir el golpe. Al testear los primeros segundos de desarrollo, la zarandeada la percibió más mi memoria ya que viajé en el tiempo para encontrarme con mi “yo” de algunos ayeres poniéndome frenético con canciones de Walls Of Jericho. De inicio esto es algo que me agradó escuchar, principalmente porque creía el estilo muerto. Ya hace mucho que no sentía la rabia nuclear que hace explotar de adentro hacia afuera el hardcore real, ese que bien combinado con los parámetros del death metal, cae perfecto para el oído falto de estimulación. El d-beat es presencial, exoesqueleto compositivo agradable, variación de técnicas en el growl (cabe señalar que debido al registro vocal que se aprecia, primeramente deduje que la voz era femenina pero no es así) que abarcan desde fry’s semiagudos resonando perfecto en la instrumental hasta lowgrowls potentes que nutren el puente en la canción adecuadamente. El final es un degrado, es un desvanecido silencio. “Ill Will”, segundo en la lista, fiel a las propiedades del hardcore punk, del crossover o del grindcore, tiene una duración de tan sólo 1 minuto, sin embargo esto no significa poca cosa, al contrario; fuerte, contundente, amenazante es este impulso arrojado a los pies, es digno de escucharse y repetirse.


¿Recuerdan en la introducción el asunto de la fusión? Aquí es momento de tomarlo en cuenta ya que “Carve Their Upon The Hanging Tree” es un bastión imbatible que ha sido colocado alevosamente justo en medio del EP para sostener la entrega. Llena de influencias bien conectadas, adornada con ejecuciones ideadas de tal manera que consagran un thesaurus no solo para su listado de aportaciones si no para la identidad propia de Casket Feeder. El riff base es lento pero trae consigo una corpulencia imponente bien amparado por el trabajo del bajo y la demarcación de las percusiones. La voz es un bufido de conversión gutural continua que tiene la osadía de implementar rugidos propios del black metal o del deathcore. En la estructura de la canción podremos apreciar grandes rasgos melódicos y mucha esencia blackera impuesta por los trémolos y el grito. Simplemente exquisito. Una canción memorable, al menos para mí.

Seguido, la canción que titula la obra se desenvuelve en aguas turbias, incitadas al maremoto por las características del hardcore punk con matices espontáneos atribuidos al death sueco. Un poco lineal pero sin caer en lo soso sobre todo por el desenlace que libera un rítmico segmento con patrones loable para el mosh dance. El final tenía que ser brutal, así que la quinta inglesa nos regala una tunda de tiempos cuadrados más afín a lo que presentó el death a principios del milenio de nombre “Replicant”. Solos de guitarra, rugidos al aire y muchos graves. La sorpresa viene en el ombligo cuando el puente nos entrega al centro del circle pit imaginario con un breakdown resolutivo que nos despide, con la cara hecha mierda.

En conclusión, Scalps es fruto de la exasperación inspirativa de Casket Feeder, manifestación que supieron darle forma a través de su ejemplar listado de erupciones directas provenientes de los anales del hardcore y del death metal. Buena implementación de influencias. Es una verdadera lástima que el padrón sea tan corto, de lo contrario, seguro posicionarse en la punta de referencias no sería ninguna fantasía.

8.5 / 10



¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba