25 feb. 2018



Trataré de ser objetivo con este EP debut que había esperado por mucho tiempo, ya que el proyecto estadounidense Affasia, se mantuvo por largos años con un desesperante "trabajo en progreso" que me tenía ansioso. Justo en el 2013 empezaron a mostrarse en la red, y al final, un teaser y una canción nos advertían lo tentador de su música. Su estilo dark metal atmosférico que ahora nos muestran en completa luz, debe tomarse como un homenaje a esos géneros que los inspiraron y que son tradicionalmente compatibles: doom, death, darkwave, shoegaze, incluso música clásica.

En general, Adrift In Remorse sigue un ritmo fuerte y lento en los instrumentos, notándose en la guitarra el énfasis y el sentido shoegaze, pero es la voz de Noah Cabitto la protagonista que le da forma y vida a las canciones, la voz limpia es muy amena, alarga y profundiza en ecos como si de un orador se tratara; la voz gutural es más simple en lo que ofrece, pero es buena y funciona como la fuerza para no hacer caer en lo simple, melancólico y tedioso a las composiciones. Dejando en claro esto, podemos empezar:

“Another Host” da inicio, y es precisamente ésta la canción que ya tenía años de ser compuesta, obviamente la remasterizaron y ahora se incluyó el sonido del piano, que con apenas unas notas repitiéndose, es perfecto como acompañante porque le da otra aura, como si lo que es desolador pudiera serlo más; en el 'interludio' cambia un poco el curso con la batería y guitarra, que da justo el toque agresivo aun manteniendo el mismo principio de dinámica. “Dissolute”, es dentro de los estándares de su estilo la más tranquila y para mí la más emocionante. Inicia con una bella atmósfera de campanas y piano, que inmediatamente se cambia por una pesada guitarra, luego esta misma se vuelve emotiva conforme la narración transcurre. Siempre hay un equilibrio en “Dissolute”, cuando el canto está en un aparente llanto la música tiene el carácter, pero cuando la voz explota en gutural, la melodía es la que parece estar angustiada... Pero es una angustia que cualquiera disfrutaría con esa forma de desarrollar la trama.

“Brittle Sentiment" se siente que no encaja con las otras a pesar de que el alma es la misma, también es la que tiene la estructura más predecible marcada por el coro. Y no, no está mal hecha, solo que es la más simple; afortunadamente en el final se recupera con el buen death y se te olvida la extraña experiencia del coro. Finalmente “As You Never Were”, que es la combinación de todo lo que sucedió en minutos anteriores: participación en partes iguales de ambos cantos, la guitarra volviéndose la protagonista, el piano bellamente acompañando y la graduación de la intensidad bien equilibrada; pero eso no resta lo que tiene de original, por ejemplo, el efecto en la guitarra que no escuchamos en las anteriores, que destaca como una maravilla del metal extremo melódico y demuestra que las atmósferas no solo son buenas cuando simulan tranquilidad o la naturaleza, sino que todavía es más de admirar cuando se logra que lo ”no armonioso” tenga lógica para la percepción.

Quedé con ganas de que fuera de mayor duración, pero creo que esto ayuda prudentemente su visión de si están haciendo lo correcto, y en lo personal, sin duda lo poco que nos dan, aumenta mi deseo de escuchar nuevas cosas de ellos. Cabe decir que el proyecto no destaca por su innovación, destaca con algo igual de importante: el talento y el trabajo bien hecho.



¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba