22 ene. 2018




El death metal tiene la gran particularidad de que aun siendo un género tan extremo, es capaz de permitirse recorrer pasajes más blandos y tranquilos, tiene esa flexibilidad para romper la línea de la 'brutalidad' y encaminarse por caminos donde elementos que generalmente quedan en un segundo o tercer plano, ganan un gran realce, llegando a sonar de maneras completamente interesantes. Una de las facetas que este género ha explorado satisfactoriamente es la atmosférica, con resultados espléndidos que demuestran que esta vena tiene un poder increíble, si aquellos que se atreven a darle vida saben cómo hacerlo. Y aquí tenemos uno de esos proyectos que ha sabido hacer justamente lo que se debe hacer.

Primordial Throne es un one-man project noruego (aunque la mente detrás del mismo es originalmente norteamericana) que vio la luz de la vida el año pasado, lanzando un Fear Of Infinity que los puso en el mapa para los fanáticos del género pero que no logró resaltar lo suficiente como para elogiarlo por su contenido. Oh pero este mes de enero puso en bandeja de plata su primer trabajo de larga duración, titulado como Eidolon y es sin lugar a dudas, uno de los álbumes del género mejor armados que he escuchado dentro del lado atmosférico. Este se nutre en dos ideas, el generar atmósferas profundas, serias y hasta me atrevería a tacharlas de épicas, que son reforzadas por composiciones instrumentales que rozan ideas progresivas muy creativas haciendo sentir a este LP en constante movimiento y en continua creación, eliminando completamente de la fórmula ese sentimiento plano que otros trabajos del género no han sabido cómo dejar fuera. A su vez, es posible sentir tintes de black metal muy en el núcleo de su propuesta y los riffs técnicos que hacen acto de presencia en los momentos justos, hacen sentir al álbum muy balanceado en diversos estilos e ideas.

La experiencia de escuchar a Eidolon es enriquecedora, recordando en ocasiones lo que Fallujah ha hecho en sus dos últimos trabajos, en una forma más humilde y no tan ambiciosa pero sí con una sustancia notoria y muy propia de Ra, la mente detrás de Primordial. De igual manera, cuando los temas toman fuerza, como lo hacen "The Great Inquisition" o "Astral Projection", es posible sentir ciertas vibras a lo que In Reverence presentó el año pasado. Finalmente puedo agregar que si eres fanático de este estilo o si tu interés está puesto en discos que se enfoquen en la creación correcta y lógica de atmósferas que refuerzan propuestas extremas, no puedes perderte por nada este larga duración puesto que ha sido armado de tal manera que la experiencia de inicio a fin se sienta fluida y entretenida.



¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2018 RTMB


Ir Arriba