6 nov. 2017

"La esencia de la banda es que cambiaron una técnica moderna por un sabor espontaneo lleno de gracia, pues abarco una gran cantidad de sonidos y tendencias que se escucharon a través de los años"



  • Genre(s):
  • Progressive Rock
  • Release Date:
  • 24 / Nov / 2017
  • For Fans Of:
  • Metallica, Pain of Salvation, Queensryche
  • Links:
Debo confesar que no soy una persona completamente fanática del thrash metal, desde que era pequeño y empecé a entrar en el género del rock y el metal encontraba pocos exponentes del género buenos para mi gusto, dicho esto nunca me gustaron las bandas grandes, desde pequeño me gustaba la emotividad musical más que la velocidad y las melodías sucias, eventualmente crecí y escuchaba más del género, pero no lo suficiente como para considerarme un fanático o si quiera un escucha frecuente. El tiempo pasa, las personas crecen, también las propuestas y las ideas, desde que el thrash tuvo un declive creativo este se levantó y empezó a hacer cosas más interesantes al juntarse con mas géneros, en esta ocasión Starsoup nace, y los responsables de los proyectos de Beatllica y Metallica S&M; Garage Dayz y de Distant Sun, una banda cuyo sonido power/thrash ha dado mucho de qué hablar, sobre todo desde su disco del año pasado, crean Castles of Sand con una progresiva propuesta musical en la que pueden percibir las influencias y el sólido sonido de las bandas y proyectos anteriormente mencionados.

Vamos al grano, el disco siendo liderado por Alexey Markov, el dueño y creador de dos bandas cuyo núcleo sonoro es el thrash y principalmente una banda tributo, francamente hace que algunas partes del disco tengan un sonido cínicamente parecido al cuarteto famoso de thrash, si a alguien le tapases los ojos y preguntarás qué banda es o a quién te recuerda en la canción indicada el subconsciente inmediatamente respondería: “Metallica” y bueno si esa es la intención de Starsoup entonces hicieron un gran trabajo complaciendo sus deseos de sonar como a sus ídolos, pero para quitar ese sabor “Yeah!” que deja en la boca los chicos ponen diversas especias melodiosas a esta carne bien asada para tener una diferente experiencia musical. Para venir de compositores que se dediquen a ejecutar uno de los géneros más sobre explotados de tiempos pasados y modernos debo admitir que su desempeño entregando progressive y más géneros en pequeña medida es bastante decente, logra casi de manera perfecta dar una sensación de separación musical en cuanto a las bases que escuchamos.

Por partes la banda suena demasiado a Metallica pero por otras parece que esta banda se encuentra con mentes musicales a niveles Pain of Salvation, la velocidad sigue siendo clave para mantener despierto al receptor, aunque se mantiene a flote tampoco comete el error de muchas bandas del estilo en sonar a un círculo vicioso cuya intención solo es provocar un involuntario headbanging. Dispersos y no tan cortos, los momentos progressive del disco son altamente influyentes para el oído, contando con diversificación de tiempos e incluso de algunos instrumentos cuyo encaje queda inmediatamente plasmado en nuestra memoria por el interesante contraste, otro cambio de texturas que podemos percibir son algunos tiempos melódicos sintéticos, folk-rock con la inclusión de algunas guitarras acústicas que se sienten familiares/orgánicas a los momentos progresivos y otros momentos rock setentero para plasmar una escalera o jerarquía de tiempos entre este, el heavy metal y después el thrash.


En cuanto al comportamiento vocal pues…diciendo que la banda tiene raíces e intenciones tributo supongo que está por demás decir y apuntar las similitudes vocales, pero de igual modo que las cosas cambian conforme el avance del disco también hay momentos donde el disco proporciona voces distintas del mismo vocalista en los momentos de balada o más progresivos, e incluso espontáneas voces femeninas que aparecen para dar variedad y algo de sentido melódico como en el tema “The World has Moved On”. Por esta parte el disco no es tan variado, pero se nota que si quisieran podrían tener una voz más propia que de una identidad a la banda, personalmente prefiero la voz Distant Sun.

Mis temas favoritos del disco son los que muestran una amalgama de sonidos y géneros diferentes, personalmente ame los temas “Brother’s Plea” y “Your World is dead” donde la incorporación de una flauta resaltó los sabores de ambos temas con solo segundos de ejecución, “Escapist” tiene una introducción y momentos melódicos que son como un saludo a los amantes del gothic a la Nightwish y al Nü/alternative con sabor noventero. La verdad es que no hablé de cada tema porque aun así no hace justicia a lo que el disco representa musicalmente, diré que parte de la esencia de la banda es que cambiaron una técnica moderna por un sabor espontáneo lleno de gracia, Starsoup abarco una gran cantidad de sonidos y tendencias que se escucharon a través de los años, todo está en su lugar, pero si bien esto puede ser atractivo también puede ser peligroso, dicen que quien mucho abarca poco aprieta y es cierto, al tratar de apelar a todos los oídos pueden no atrapar a ninguno o muy pocos, la verdad es que solo los que escuchen una gran variedad de géneros podrán disfrutar este disco.

Castles of Sand es una amplia carta de platillos para quienes quieran escoger temas uno por uno, pero para quienes disfrutan de degustar sonidos combinados en la misma canción y complementaciones entonces recomiendo escuchar todo el disco, los cambios de humor en algunas canciones pueden parecer fuera de lugar (principalmente en los bonus) pero es un muy agraciado momento, aunque no sobresaliente es un disco altamente disfrutable lleno de guiños al tiempo pasado y presente de la música.

7.5 / 10


¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2017 RTMB