29 sep. 2017

"...uno de los soundtracks opresivos favoritos para este otoño."



  • Genre(s):
  • Black Metal, Hardcore, Post-Metal, Sludge
  • Release Date:
  • 29 / Sep / 2017
  • For Fans Of:
  • Oathbreaker, Deluge, Amenra, Downfall of Gaia
  • Links:
Hoy nuevo material de una banda favorita, los franceses Celeste, continuando los audaces experimentos a través de sonidos oscuros y tempestuosos, ya con más de 10 años de experiencia produciendo música interesada en la inventiva, dentro de una vertiente que pareciera repetitiva y casi prefabricada, cosa que les ha ganado el status de grupo de culto francés entre entusiastas de la distorsión ominosa.

El reconocimiento de Celeste se debe a lo atrevido que puede llegar a ser su estilo sin perder identidad sobre el género, es decir, ellos exploran un muy amplio rango de ejecución que no deja de traer consistencia y carácter, abarcando los territorios del black y del hardcore principalmente, pero además marcando texturas que van desde sludge, doom y post-metal. Éstos estilos vistos individualmente son de nicho y aún así tienen su atractivo, pero puestos a colaborar juntos el resultado a menudo es remarcable e impredecible, bandas en la línea de This Gift Is A Curse hasta Hexis, o de Downfall of Gaia a Terra Tenebrosa, que sin tener algo de parecido son nombres cuyo sonido es la base de mezclar varios de los estilos mencionados. Aunque Celeste se apega al metal en un sentido menos fashion y más artístico, cercanos a Amenra o el reciente Oathbreaker, siendo expresivos en sus temáticas de violencia sin caer en el melodrama y con disciplina en la madurez de su personalidad.


El quinto álbum Infidèle(s) trae un avance respecto el sonido que trajo Animale(s) 4 años atrás, que era el álbum más homogéneo y activo que la banda presentó, y digo era porque este nuevo lo dobla en energía y en la experiencia que produce para quedar como uno de los soundtracks opresivos favoritos para este otoño.

Infidèle(s) es diferente y todavía inconfundible como un álbum de Celeste. Utiliza los mismos sonidos ásperos y la misma austeridad en las repeticiones rítmicas, pero el switch que lo refresca es agregar velocidades upbeat un tanto metalcore trazado por la batería de tema en tema, algo que facilita el enganche al disco y hace que se grabe en la memoria desde la primera pasada. Por ejemplo “Comme des amants en reflet” y “Sotte, sans devenir” con la percusión de inmediato marcando la pauta hacia ritmos penetrantes, que incluso cuando la música se torna en un zumbido de distorsión casi continuo y vibrante, el tema no pierde belleza natural y atracción. Tracks como el abridor “Cette chute brutale” y “Entre deux vagues” demuestran el aspecto juvenil del grupo al hacer temas corrosivos de post-black, inclinándose al post-hardcore en la usanza de nuevas agrupaciones francesas como Deluge y el sonido oxidado de Regarde Les Hommes Tomber.


Personalmente lo que en general me atrapa es la manera en que encapsula toda la trayectoria de la banda y los catapulta con esta refrescada a sus composiciones, desde los aspectos más caóticos a los huecos abismales creados por los pasajes lentos, algunos tracks incluso sonarán como si estuviéramos 7 o casi 10 años atrás, reproduciendo canciones del Morte(s) Née(s) o Nihiliste(s) respectivamente. Y estoy hablando específicamente de canciones en este disco como “Sombres sont tes deboires” que traen ese salvajismo en las guitarras con un sabor sucio y en contrapunto la lentitud del tema “(I)”, que te mantiene al borde esperando ansioso porque algo pase; dos de los sellos personales en la banda. Pero como ya mencioné, esta vez los arreglos son más móviles, las repeticiones están más firmemente anudadas y las superficies puntiagudas de la mezcla lucen estilizadas, como si hubieran erosionado para darles un nuevo encanto a su estilo lleno de expresiones frías y furiosas, cuya tensión que genera compensa la ausencia de momentos de melancolía a través del tracklist.

Lo que acá llega por los oídos es anunciado de inmediato para la vista aunque el motivo pase desapercibido al principio, y es que la nitidez del arte en la portada ya revela la notable evolución de los franceses en los contrastes que ofrecen para penetrar este extraño mundo, en un claro oscuro muy delimitado que no deja de estar en el espectro de matices grises. Infidèle(s) es para fascinar al instante a quien ya conozca su discografía, así como a nuevos y ajenos haciendo el trabajo más completo y mejor definido de su carrera. Sus discos pasados eran duros y por ello impresionantes, pero éste invita al afecto aportando elementos humanos a lo mundano y épico de sus paisajes despoblados. Es el momento idóneo para escucharlos si aún no lo has hecho.

8.5 / 10


¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2017 RTMB