12 sep. 2017

"Hay melodías exquisitas que instantáneamente se incrustan en la memoria, y en su segunda vuelta se sentirán como flashbacks de tu mente subyugada por el subconsciente..."



  • Genre(s):
  • Progressive/Technical Death Metal
  • Release Date:
  • 29 / Sep / 2017
  • For Fans Of:
  • Inanimate Existence, The Zenith Passage, Fallujah, Virvum
  • Links:
El nombre de Arkaik tiene una década circulando entre los afilados dientes del tech death y aunque solo conserve al vocalista fundador Jared, se ha tenido la constancia suficiente para continuar vigente en la escena y en el interés de un nicho tan quisquilloso con sus bandas, es quizá esta perseverancia la que impulsa la confianza de su sonido para seguir dando frutos y presentarnos Nemethia, el cuarto álbum de estudio bajo el brazo de Unique Leader Records pero su quinto en la discografía.

Nemethia es un esfuerzo dual en la composición y grabación, liderado por Greg Paulson quien toma las riendas instrumentales de la nueva etapa del Arkaik, luego de la salida (por razones desconocidas) del resto de miembros que participaron en el lanzamiento de Lucid Dawn. De entrada un riesgo grande asumir tal labor para una banda cuyo reconocimiento carga la pesada insignia de calidad en altos estándares, pero si la música habla por sí misma, los fans sin duda quedarán reiterando su apoyo. En general a esto se resume la expectativa hacía un grupo con memorables momentos.


Este álbum da continuidad a la trilogía conceptual que acompaña sus materiales desde Metamorphignition, centrándose en las crónicas de Cyrux, un personaje iluminado por sus aventuras a través de la híper-consciencia y la posterior alienación al observar la experiencia humana condicionada en una sociedad distópica. El lore narrativo que han trabajado se inspira del manto psicodélico que cubre la mayoria de filosofías espirituales e incluso psiconáutas, en la influencia de figuras new age como Terence Mckenna, Alan Watts y Alex Grey por ejemplo, cuyas voces podemos notar en los samples escondidos al final del Amanecer Lúcido. Nemethia tambien mantiene una conexión entre ambos artworks hechos por el artista Tyler Space, procurando la estética visual similar además de lo audible. En una nota personal, me gusta como refuerzan su concepto introduciendo la figura humana incrustada a las formas de una sepiida por detrás -cefalópodo admirado por sus perfectas habilidades de mimetismo y comunicación- quizá haciendo alegoría a una forma de evolución más avanzada de la especie humana, pero eso es pura especulación. En la parte musical sí es evidente la determinación por combinar ritmos complejos y fraseos de guitarra intensos, manteniendo accesible la estructura de la canción de un modo que siempre es un placer de escuchar, así es como el track “Occultivation” te da la bienvenida asegurándose que la entrada no decepcione en los primeros minutos.


En 8 temas ofrecen una mejorada versión de Arkaik, con ambos dudes mostrando su intrincada atención al detalle en la producción de sonidos y texturas uniformes, controlando completamente el estilo técnico-progresivo del género sin fisuras intermedias, donde las cadenas de ritmos no tienen fin y, lo que es más importante, la pura musicalidad siendo excelente anfitrión en el proceso. Hay melodías exquisitas que instantáneamente se incrustan en la memoria, y en su segunda vuelta se sentirán como flashbacks de tu mente subyugada por el subconsciente, hablo de “Of Violence And Pestilence Born” que provee una tracción potente desde el arranque y pronto se ve acoplada a unos armónicos espaciales en las guitarras, trayendo al recuerdo lo que han hecho bandas como The Faceless y recientemente The Zenith Passage, pero añadiendo la sustancia psicodélica a la atmosfera del lugar; ahí tenemos a “Dweller On The Threshold”, un tema instrumental de ambiente oscuro que planta la pesada esencia chamánica de una experiencia psicotrópica, haciendo de antesala al siguiente de nombre “Futile State”, para entonces ya comenzando la segunda parte del álbum y lo que a mi parecer salva el resultado de Nemethia. Esta canción es de menos duración que las anteriores y es más efectiva, con cambios envolventes bien aprovechados y la sensación de un track dinámico que lo tiene todo. Después “The Eupnean Relic” desenvolviendo el carácter progresivo del grupo, con una línea de bajo remarcada sobre la mezcla, un ensamble agarrando fuerzas de a poco y articulándose hasta traernos el mejor segmento de guitarra en el disco. “Telegnosis” cierra como se debe manteniendo la expectativa de mucha intensidad que han generado, aquí vemos al frontman desgarrando las cuerdas vocales cantando al mero estilo del dude en Archspire. Podría considerar este el mejor tema porque ambos integrantes deciden finalizar exigiéndose un poco más.

Es un desempeño impecable por donde sea y aun así aterriza opacándose por la monotonía que genera el ser tan directo en la ejecución. Antes mencioné la determinación de Jared y Greg hacia este álbum y creo que en parte es negativa, pues parece que eso no los dejó voltear la mirada al desarrollo de la composición para darle un segundo respiro y en momentos ocasiona que la historia se ahogue en la técnica. “Order Of Hierogon” rebasa los 9 minutos y es en esencia lo mismo, tuvo espacio suficiente para ser el más notable de todos pero no lo es a falta de un momento que lo defina del resto y eso se repite en otros temas, restando puntos al resultado. Con eso dicho, reitero que es un valioso trabajo, desde la calidad en el contenido hasta lo que representa para la discografía y el nombre de Arkaik.

8 / 10


¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2017 RTMB