24 may. 2017

"Children Of The Void es un muy agradable lanzamiento, muestra de que sin tantos reflectores sobre ellos ni ese mayor reconocimiento que deberían tener es posible sobresalir con algo muy chulo."



  • Genre(s):
  • Melodic Death Metal
  • Release Date:
  • 26 / May / 2017
  • For Fans Of:
  • Children of Bodom, Arch Enemy, The Agonist
  • Links:
No les voy a mentir, lo que más llamó mi atención al indagar un poco sobre la banda fue la alineación, es muy común encontrar agrupaciones donde la voz es proporcionada por una mujer, pero que haya una más ejecutando un instrumento me dio mucha curiosidad y fue lo que me engancho a escuchar su propuesta en un principio, con la que he quedado muy conforme.

Karkaos proviene de tierras canadienses, Quebec para ser precisos, con varios años haciendo música y sabiendo sobreponerse satisfactoriamente a algunos cambios en su alineación, este mes de mayo nos presentan su segundo material de larga duración titulado Children Of The Void.

Uno de estos cambios es el de la vocalista (Viky Boyer, quien se estrena con la banda), otro es el de nada más y nada menos que la baterista, Justine Ethier (Blackguard), de ya algo que me prometía calidad, sin mencionar las referencias que ellos mismo hacen hacia su música, en sus palabras su sonido vendría bien a fans de Epica, In Flames, Amon Amarth, Children of Bodom, Iced Earth... con todo eso mi atención la tenían asegurada.

Babel es la introducción a la obra, algo tranquilo que va escalando poco a poco definiendo lo que será el resto. Skymaster desata la furia internada en ellos, la cual es amortiguada por una linda voz femenina que le brinda un suave dinamismo a la brutalidad, la cual es a su vez promovida por unos guturales del guitarrista, generando así un balance muy chulo. Kolossos hace gala de su faceta más melódica con la colaboración de Morgan Lander (Kittie), ambientado con unos teclados dan esa sensación de algo épico, un breve descanso y un cierre protagonizado por las guitarras, descomunal. Let The Curtain Fall inicia veloz que te cagas, Justine dándole propiedad a la percusión, tema que mejora mientras transcurre, coro bien ejecutado que dan ganas de cantar aunque no tengamos esa voz, breakdown específicamente delicioso de esos que hacen querer 'headbangear' hasta el suelo, tema favorito sin discusión. Pale es implacable, una brutalidad que es catalizada y templada por la melodía que conforma la voz limpia y esos sonidos sinfónicos en el fondo, una demostración magistral de cómo se hacen las cosas. La que lleva el nombre del álbum, Children Of The Void toma aires de un metal más rápido en momentos donde la musicalidad alcanza su punto más atractivo, aunque lo me logró atrapar como otras grandes canciones. Rêverie abre de esa forma que logra atrapar a uno, interludio que se encamina lentamente para explotar en el siguiente de nombre Tyrants, agresivo de más y con un coro inversamente proporcional, bellos destellos angelicales donde se escala un final fenomenal, teatral y pesado masivamente. Where Mushrooms Grow da calmita después de lo que escuchamos en el anterior, algo melódico más clásico al inicio, que se interrumpe por un ritmo thrashero alterado, ricos riffs y esa amalgama de voces que no puedo dejar de mencionar, aquí precisamente los screams agudos me volaron la cabeza, teclado armonioso y la vaina campechana. Lightbearer arremete despiadadamente, fascinante tema que nunca afloja las revoluciones, siendo uno de los más vertiginosos donde solo queda aplaudir algo tan bien logrado con ese grado de espledorosidad. The Beast, ¿qué esperan? pues eso, perfecto tema donde podemos contemplar las diferentes personalidades de lo bestia que son como agrupación (en el buen sentido), curioso en parte porque si no lo había mencionado, también ellos nos vienen majenando algo cercano al metalcore, aquí muy notorio, obviamente ese metalcore que raspa la línea con el melodeath. Finalizamos con Bound By Stars, es cierto que larguito pero placentero, aunque no esté muy a favor de estos, mucho más tranquilo que lo otro, pero bueno a fin de cuentas, se pasean por varios paisajes de la mano de su música divinamente concebida.

Grosso modo Children Of The Void es un muy agradable lanzamiento, muestra de que sin tantos reflectores sobre ellos ni ese mayor reconocimiento que deberían tener (en mi opinión) es posible sobresalir con algo muy chulo. Seguro también les servirá para poder seguir llegando a oídos de aquellos aventurados que estén dispuestos a embarcar un deleitoso viaje que los dejará satisfechos y claro, a la expectativa de lo que Karkaos nos pueda regalar en un futuro.

8.5 / 10


¿Cuál es tu opinión?

Copyright © 2017 RTMB