Estrenos Recientes

ALTERNATIVE PLAYLIST

Al final su sabor causa daño y se disfruta como el fumador a una cajetilla de cigarros, pues lleva el incesante placer en cada hit que das aunque todo sabe a lo mismo



  • Genre(s):
  • Deathcore, Death Metal
  • Release Date:
  • 18/Aug/2017
  • For Fans Of:
  • Carnifex, Fit For An Autopsy
  • Links:
No todas las bandas son concernientes de la evolución de un sonido, ni de experimentar o explorar cambios, eso en cualquier tipo de música sucede y el Deathcore tiene a sus más grandes agrupaciones avocados a esta regla, son las bandas que siempre optan por endurecer el golpe de escucharlos y hacerlo hiriente en cada nueva entrega, reforzándose sin hacer desviaciones; por ese medio es como se les reconoce globalmente a las bandas de grueso calibre, haciendo de su nuevo material una clara reafirmación de principios. Desde luego no a todos los fanáticos les entusiasma la idea de ver a sus bandas experimentar, especialmente cuando ya tienen un sonido que les gusta, por eso tenemos a bandas que no deshacen paradigmas y siguen rompiéndola por todo el mundo, siempre y cuando no dejen de presentar lo mínimo requerido.

Thy Art is Murder es una de ellas, dando firme paso adelante, con una noqueadora fuerza que recubre todo lo que han hecho hasta ahora. No es una banda cercana a mí, pero luego de escuchar los sencillos de promoción me di cuenta que habría que ponerles extra atención, después de todo son los orgullosos soberanos de Australia, arraigados a fabricar un Deathcore opulento que ya es exclusivo de ellos y al día de hoy, tras el lanzamiento del cuarto álbum Dear Desolation, habrá que reconocerles su relevancia como pilar sosteniendo al género.

Bandas vienen y van, siendo olvidadas, rezagadas u opacadas, pero las que no cesan de aumentar su valor en el mercado hay que valorarlas por lo que son; TAIM quizá no sea mi plato fuerte pero este nuevo esfuerzo merece unos cuantos varios elogios.


Dear Desolation es un álbum impetuoso, concebido en la adrenalina compositiva de varias semanas que llevaron a completar 25 piezas crujientes, de las cuales las 10 más carnosas fueron elegidas para enlistar el manifiesto de la tiranía misantrópica que ya de por sí caracteriza al grupo. De inicio a fin serás testigo de las tremendas habilidades que tienen para llevar a las lejanías el estilo machacante que han ido desarrollando durante la década, uno que es consistente y cumple con lo que se esperaba; las ganas de escuchar tracks que llevan la marca impresa de hace dos trabajos atrás. De manera general se nota que hay progreso en la dinámica de las canciones, aunque todas consisten de lo mismo el poder de lo que estas escuchando es evidente y no le toma más de tres temas aplastar tus defensas o prejuicios hacia lo que traen.

El baterista es implacable pieza fundamental del ensamble, es quien conduce y acentúa cada remate para garantizarte que no saldrás a salvo del mosh, los tarolazos que inserta van a demoler con tal facilidad, que es impresionante ver de dónde sigue sacando lo necesario un dude de la complexión física de Lee Stanton. En las cuerdas se cuenta una mejor versión de la banda, trayendo riffs incansables que al transcurrir van acrecentando tu sed por el rechinante crujir de las guitarras, incluso recordando la negrura abismal del primer álbum, pero aplicándole la experiencia ganada desde entonces para darle personalidad individual a las canciones. Tenemos a CJ dando todo de sí y no hay algo negativo que pueda decir de su desempeño, es bien sabido que es un monstruo en lo que hace pero aquí deja claro que su voz es la que facilita todo para la banda, ya sea en las partes genéricas o creando momentos memorables aun si la simpleza de los coros deja mucho que desear, no hay muchas bandas que puedan darse ese lujo y salir victoriosas.

Tambien es repetitivo y me costó varias escuchadas asimilar su propósito, no esperando agarrarle el gusto porque se disfruta muy fácil, pero luego de ponerle atención es casi natural pensar que un poco de variedad lo habría hecho fascinante. Pero como dije al principio, ellos están con un solo objetivo a la vista y es complacer a su público con algo que rebase expectativas sin cambiarles la jugada, cosa que logran sin salir de la zona de confort. Al final su sabor causa daño y se disfruta como el fumador a una cajetilla de cigarros, pues lleva el incesante placer en cada hit que das aunque todo sabe a lo mismo. Si antes no lo eran, Dear Desolation quizá sea el álbum que convierta a Thy Art is Murder en la droga de preferencia del más ávido consumidor del Deathcore.

8.5 / 10

"Nothing Is Beautiful" es una descarga de enojo y malestar a la raza humana y hacia uno mismo, proyectado en diez tracks que profundizan temas oscuros brillando por la calidad musical presente en el quinteto.



  • Genre(s):
  • Deathcore
  • Release Date:
  • 28 / 07 / 2017
  • For Fans Of:
  • Immoralist, Traitors, God Of Nothing, A Wake In Providence
  • Links:
Allá por el año 2015 y parte del 2016, hubo una oleada de agrupaciones de Deathcore que para bien o para mal, bajaron las revoluciones en su música y dieron génesis a un estilo lento, pesado, cargado de breakdowns y que su servidor disfrutó como no tienen idea. Esa oleada de grupos de Down-tempo, auspiciados y apoyados por páginas como Chugcore, Pure Deathcore y demás, fue una de mis etapas musicales favoritas porque rápidamente le encontré el gusto a un género (o estilo, si así lo prefieren) que la mayoría llegó a detestar por lo cansado que era escuchar uno y otro y otro y otro breakdown en una sola canción y qué decir de los álbumes, que se sentían eternos para algunos, pero que eran una delicia para otros. Fue en este período de tiempo donde llegué a conocer a muchísimos grupos que hoy en día o cambiaron de estilo, o se separaron o por el contrario, aumentaron la velocidad y se volvieron más entretenidos, más brutales y uno de esos grupos es Spite, que desde el primer momento me cautivó por la versatilidad vocal de Darius Tehrani, vocalista de la banda y por la crudeza existente en su maníaca voz y Spite han sabido cómo jugar sus cartas para colocarse como un grupo de Deathcore con poder propio y este pasado mes de julio fue el encargado de mostrarnos su nueva placa, titulada 'Nothing Is Beautiful', segundo larga duración después de dos años de descanso y que genera sentimientos encontrados en mi persona.

El estilo de este quinteto se mueve en un Deathcore muy enérgico, lleno de furia, que es capaz de transmitir un sentimiento de ira con mucha facilidad. La parte instrumental siempre se ha caracterizado por el constante uso de chugs en los instrumentos de cuerda, con afinaciones graves pero que no se tornan molestas, agregando en ciertos momentos cortos solos o pasajes melódicos para darle mayor estilo a sus temas todo esto a cargo del trío de Stephen Mallory, Lucas Garrigues y Alex Tehrani, que en conjunto saben crear atmósfera densas que se disfrutan de una manera increíble y que en este disco, nos engullen en un sentimiento de fiereza atractivo al oído; Spite también se apoya en constantes cambios de tempo que funcionan como puentes para breakdowns rítmicos, con un feeling muy 'bouncy' o para breakdowns más lentos y que detienen la masacre solamente para empeorarla. Estos cambios en cuanto a la velocidad en su ritmo, también logran funcionar como cierres y aperturas para momentos de mayor velocidad, como los presentes en 'Kill Or Be Killed' o en 'Despise'. Finalmente, el papel protagónico recae en Darius, con un estilo vocal que logra resaltar por constantes cambios y la presentación de una gran cantidad de técnicas diferentes entre sí, siendo capaz de demostrarnos una crudeza maravillosa, haciendo hincapié en 'Suffer', el intro de su EP debut que a la fecha sigue poniéndome los pelos de punta, ¿pero qué tiene éste tema que ver con lo actual? Pues el hecho de que si en ese entonces lo conocimos como un ser que gritaba por sufrimiento y rabia, ahora lo hacemos como uno que se cansó de esperar a la muerte y empezó a odiar y 'Nothing Is Beautiful' se encarga de dejar salir toda la ira existente detrás de Darius y la banda.


Entrando de lleno en lo que el álbum representa, 'Nothing Is Beautiful' en sus casi 40 minutos de duración es una descarga de enojo y malestar hacia la raza humana y hacia uno mismo, proyectado en 10 tracks que profundizan en el descontento hacia la religión con 'Despise', en mensajes hacia una escena llena de 'posers', 'wannabes' y copias de copias con mi favorita, 'Kill Or Be Killed', en la espera por la muerte con 'Drown Me' o 'Self-Destruct', en un reino apocalíptico y sangriento en 'Kingdom Of Guts' y demás temas oscuros que logran brillar por la calidad musical presente en el quinteto. A su vez y como mencionaba con anterioridad, este nuevo álbum representa una exploración por campos relativamente nuevos en cuanto a lo que Spite representa, con mayor uso de blast-beats que agregan momentos violentos en medio de pasajes lentos, con mayor presencia de cortos solos necesarios en los temas y que logran reforzar las estructuras compositivas de las guitarras y que son indicios de que la banda no planea quedarse en el juego en un mismo estilo, pero lastimosamente, quedan únicamente como indicios y no pasan de ello, puesto que el álbum sigue un único camino y no se sale en ningún momento de él.

'Nothing Is Beautiful' se mueve durante una marcada línea de inicio a fin, por lo que no hay sorpresas en ningún momento del álbum, ni momentos diferentes a todo lo que nos han presentado con anterioridad y éste es uno de los factores que le restan puntos al disco puesto que no nos permite conocer ángulos nuevos en cuanto a las ideas creativas de Spite. Este nuevo trabajo se siente como una continuación del anterior, con mucha fuerza y muy violento, que es lo que los caracteriza, pero falla en presentar una mejoría en cuanto a su sonido, puesto que el disco se siente completamente plano y carente de esencia pura con temas que repiten la fórmula del grupo una y otra vez y que se sienten más como un mero relleno, que como cortes con personalidad y que pretenden sumar y no restar, como el caso de 'Drown Me', la homónima 'Nothing Is Beautiful' o 'Thy Bidding', que no aportan absolutamente nada más que más chugs y breakdowns y vuelven cansada la escuchada del disco, tornándolo por momentos tedioso.

En conclusión, este nuevo trabajo de Spite presenta una fuerza considerable, puesto que de inicio a fin, el álbum se siente como una patada al pecho, que no te deja respirar en ningún momento y a pesar de ello, es posible disfrutarlo con facilidad debido a la simpleza que trae detrás de sí, por lo que no se torna una experiencia que requiera habilidades de escucha para poder entender todo lo que 'Nothing Is Beautiful' presenta. Lastimosamente, el álbum cae en el pecado de no mostrarnos una evolución en cuanto al estilo de la banda, sino en simplemente traernos temas que suenan como lo anterior, lejos de realmente presentar algo fresco y diferente. No queda dudas de que este quinteto todavía tiene una fuerza y una ira considerable, pero el no saber aprovecharla es lo que mata completamente una propuesta que podría relucir en una escena llena de lo mismo de siempre.

7.5 / 10

NILE nos sorprende por fin con su llegada a tierras mexicanas, abriendo punta de su gira en la ciudad de Guadalajara Jalisco, México, el 19 de agosto en el Foro Independencia...



Los colosos del technical death metal anuncian dos fechas para México en su tour por latinoamerica durante los próximos días de agosto, luego de tomarse un descanso de su gira los pasados meses de febrero y marzo por todo USA donde compartieron escenario con OVERKILL.

Después de que lanzaran su álbum What Should Not Be Unearthed el 28 Agosto de 2015 a través de Nuclear Blast, NILE nos sorprende por fin con su llegada a tierras mexicanas, abriendo punta de su gira en la ciudad de Guadalajara Jalisco, México, el 19 de agosto en el Foro Independencia, donde Medical Negligence y Bilateral Slaugther seran los encargados de representar a GDL durante esta primer fecha. La banda encabezada por Karl Sanders (guitarra, voz) anuncia a su nuevo integrante Brian Kingsland (Enthean, ex-Rites to Sedition) para decirle adiós a Dallas Toler-Wade, quien a principios de año dejaría la agrupación.

Su gira constará de 6 fechas confirmadas por la productora Dark Dimensions, donde destrozarán los oídos de sus seguidores este mes de agosto:

19 de agosto - Guadalajara, México - Foro Independencia
20 de agosto - Ciudad de México, México - Circo Volador
22 de agosto- Medellín, Colombia - Sala Bombay
24 de agosto - Santiago, Chile - Club Blondie
25 de agosto - Buenos Aires, Argentina - UniClub
26 de agosto - São Paulo, Brasil - Clash Club


'Cosmic Reawakening' es sin duda alguna un muy digno álbum debut a modo de tributo para el mítico escritor (H.P. Lovecraft)...



  • Genre(s):
  • Black Metal | Doom
  • Release Date:
  • 25 / Aug / 2017
  • For Fans Of:
  • The Great Old Ones, Lord Belial, Altar of Plagues
  • Links:
No es la primera vez que reiteraré mi gran afición por dos de las cosas que más han contribuido a mi persona en los últimos años, la música y la literatura, oh mis bellos y queridísimos amores. Previamente lo he hecho varias veces y estoy seguro de que esta no será la última, ya que si bien en ocasiones se presta la ocasión para hablar de una y de la otra a la par, pocas veces vienen en un platillo servido de una manera tan peculiar, de la cual simplemente no se pueden separar para contemplarse de forma individual, ya que aquí forman parte de un todo y así es como lo debemos ingerir.

Mi poco conocimiento acerca del universo Lovecraftiano se vio enriquecido hasta hace algunos meses, cuando decidí adentrarme de lleno en el escritor estadounidense, por recomendaciones, porque adquirí un libro recopilatorio de muchas de sus obras y porque pues tenía ganas. Empecé una ávida lectura y en pocos días la concluí, devorando cada palabra que mis ojos consumieron como un rico manjar, quedando fascinado y dispuesto a buscar más material para continuar de empaparme de unos de los maestros escritores en lo que a terror se refiere.

En este álbum debut de Crafteon (que desde su nombre gritan airadamente el fanatismo por el escritor en cuestión) se toman algunos relatos del buen Howard Phillips y se les da una interpretación musical muy buena, como no podría ser de otra forma, tomando como base un black metal severísimo, adecuado al cien por ciento con los históricos temas que son parte de las canciones de una formal literal en su mayor parte, pero claro, resumidos y adaptados para tampoco generar aburridos tracks de muchísimos minutos.

El primer tema es de, sin duda alguna, uno de mis relatos preferidos, "The Outsider", que atmosféricamente y con unos sonidos de ultratumba nos va aclimatando en la trama del breve y desesperante escrito, donde el protagonista que va escalando la torre culmina en ese inesperado encuentro con la supuesta horrible criatura, el mérito en la música se lo lleva en que me suena a un black metal "grave", no como ese tipo que se escucha agudo que la verdad no me entra, acá se escucha cada detalle, hasta el bajo (que no siempre figura) toma una importancia muy grande. "What The Moon Brings" no lo conocía, también debo ser honesto con eso, así que decidí leerlo antes de escribir esta reseña. La narración es grandiosa, donde la descripción de las cosas de la naturaleza hace bella contraparte con lo putrefacto y lo oscuro, en la música unos buenos riffs y un ritmo más marcado que en la anterior, usando breaks (no "breakdowns a lo hardcore", para aclarar) que le dan más sentido a la parte del relato de la cual se va hablando. "The Temple" también fue uno de mis favoritos, en la escritura y aquí en lo musical, se acopla de manera perfecta una cosa a la otra proyectando a mayor escala ese sentimiento de misterio, desamparo y locura inevitable, todo generado por la aventura oceánica de esos camaradas alemanes del texto, se siente en la estructura la desesperación subacuática en todo momento, con un pequeño toque de epicidad.


Como cuarto tema está "Dagon", otro en la vertiente marítima muy popular por parte del escritor, lento y reservado al inicio, despiadado y tétrico en el resto, como el mismísimo dios-pez que altera a diestra y siniestra la realidad de nosotros los mortales, así es este track, con una dosis de demencia impregnada más notoriamente hacia su desenlace. "The Colour Out of Space" es otro tipo peculiar de la narrativa de H.P., extraño y curioso pero enigmático como siempre, súper cósmico y aún más misterioso gracias al trabajo de la banda, al ser un tema con un fondo extraterrestre juegan de nuevo muy bien con los recursos ambientales para dar ese feeling de andar paseándonos cual apasionado cosmonauta en nuestra primera visita al espacio exterior, una pieza exquisita. "The White Ship" hace gala de un temperamento musical de alto nivel desde los primeros segundos, nos atrapa con su sonido épico y la variedad instrumental que no se estanca en ningún momento, perfecto para poder imaginarnos y contemplar ese barco blanco que viaja eternamente sin rumbo fijo, un trabajo inclinado a lo doom, finísimo en todo aspecto. "From Beyond" es la esencia característica de las bandas que pueden combinar estilos y lograr un resultado aceptable, el black metal está presente pero es embelesado por algo tipo más stoner, no tan caótico como otros temas pero cumple con su parte profunda para darle un hilo constante a las historias. Y "The Whisperer In The Darkness", perturbador relato representado así mismo, enérgico con ráfagas desgarradoras de riffs y un bajo prominente que ha sido el jefe durante todo el álbum, una manera razonable de culminar su debut, porque vaya que dejan con la inquietud de escuchar más.

Si pudiera alterar algo de este lanzamiento tal vez sería la parte vocal, la haría un poco más limpia para darle aún mayor énfasis a la idea de imaginarnos con más claridad los relatos de mi buen Lovecraft. Aparte de eso, 'Cosmic Reawakening' es sin duda alguna un muy digno álbum debut a modo de tributo para el mítico escritor, ya que Crafteon tomó completamente sus ideas y su trabajo para darle un poco de forma a su estilo, una joyita para quienes sepan reconocer este satisfactorio vínculo que fue facilitado por su esencia procedente del mismo rincón tenebroso.

7.5 / 10

«No hay en Burst reglas ni guías que para escucharlo, casi cada persona encontrará sonidos distintos a los demás y verá su capacidad de predicción nublarse»



  • Genre(s):
  • Post-hardcore | Math rock | Shoegaze
  • Release Date:
  • 18 / May / 2017
  • For Fans Of:
  • The Guru Guru, Hypochristmutreefuzz, Kabul Golf Club
  • Links:
Siempre me gusta guardar lo mejor para el final, y en la música esto no es distinto. Sí, es cierto que la razón por la que estoy hablando de este disco hasta este momento se debe a que apenas hace un par de semanas que me enteré de su existencia, y aun así su relevancia se mantiene vigente, tras tres meses de su lanzamiento. Para quienes como yo están conociendo a la banda, Brutus es un trío procedente de Bélgica, su primer EP data del 2015 y ya desde allí se nota lo mucho que han crecido musicalmente.

Parece ser que cada año una banda belga hace un trabajo tan increíble que terminan catapultados a la escena internacional, no se tomen mal ese comentario, cada mes descubrimos montones de banda de los países que uno menos se espera, pero siendo realistas, por más buena que sea una banda no siempre tendrá la “suerte” de salir de la escena local o nacional, al menos no de forma rápida. Brutus este año, Oathbreaker en 2016, Raketkanon en 2015 por mencionar un par de ejemplos; cada uno de estos conjuntos ha roto el esquema, haciendo evidente lo difusas que pueden ser las líneas entre uno y otro género.


Comenzar a describir el sonido enmarcado en Burst es una tarea que se vuelve casi ridícula, no hay aquí reglas ni guías que ayuden a escuchar el disco, casi cada persona encontrará sonidos distintos a los demás. Les estoy hablando de una mudanza pualatina entre el post-hardcore, shoegaze, post-black metal, math rock, hardcore punk, progressive rock y varios cascarones más que por sí solos no podrían contener todo lo que se nos está ofreciendo. A partir de All Along cada track se vuelve más interesante que el anterior por el simple hecho de que cada uno ofrece una experiencia distinta, impregnándose cada una por cada poro de tu piel dejando una marca única, tal cual tatuaje. La magia de estos belgas tiene su centro de gravedad en que cuando uno espera que la canción vaya a la derecha, va la izquierda; cuando crees que va calentarse, se enfría; cuando crees que va a parar, acelera; piensas que hará zig, y hace zag. La chamba que se aventaron no cualquiera podría hacerla, no es simplemente incluir secciones aleatorias que nublen la capacidad de predicción, pues incluso la estructura de las canciones podría parecerle simplona a muchos, sin embargo, para mí representa otro ejemplo de que una canción "sencilla" puede ser muy compleja o profunda (a su manera).

Por supuesto que una banda que hace cosas tan diferentes tenía que estar compuesta de forma diferente a la mayoría; Stefanie Mannaerts, quien no solo posee una voz magníficamente fluida y poderosa, es la baterista del grupo, la dificultad de ejercitar todas las extremidades del cuerpo sumado a la pronunciación de las letras siguiendo la línea melódica va más allá de lo que muchos pueden aspirar a hacer; los camaleónicos trémolos corren a cargo de Stijn Vanhoegaerden en la guitarra, maquillando bases post-rockeras cuyo producto final son acordes llenos de vigor y color; finalmente las pesadas frecuencias que emite el bajo de Peter Mulders terminan por combinarse con lo anterior, otorgándole la cualidad de fuerza bruta a la banda.


Me encanta el hecho de que la banda sea tan abierta respecto a sus influencias y la forma de escribir, cada miembro tiene su propia pericia en determinados tipos de música y por más difícil que se vuelva la tarea de plasmar cualitativamente cada elemento, terminan por entregar un ensamble sublime, recalcando a su vez que el trabajo en equipo no requiere el sacrificio de una cosa por otra. No me queda más que incitarlos a que escuchen este material más de una vez y que vuelta tras vuelta puedan redescubrir sus tesoros, siempre cambiantes y en cada ocasión más valiosos y atractivos. Para aquellas personas que tocan un instrumento y/o son miembros de una banda que busca ir más allá, Brutus es una propuesta contemporánea que puede enseñar mucho de cómo llegar a ese punto con el simple hecho de ver qué es aquello que hacen bien y aquello que hacen de una forma excelente.

8.5 / 10


Copyright © 2017 RTMB